Así es el emprendimiento de PRIME WORK SPACES y de su CEO y Fundadora, Sandra Pérez, al cumplir 12 años.

En julio del año 2007 culminé una excelente etapa de mi vida laboral y profesional actuando con el rol de empleada por más de 20 años en el sector financiero para dar mi primer paso al emprendimiento.

Siempre durante mi vida laboral como empleada, vivía la culminación de mi contrato laboral porque las empresas se fusionaban, porque habían planes de retiros voluntarios y me acogía, porque había reducción de personal y debía salir a buscar nuevos trabajos pero siempre corría con suerte y me vinculaba muy rápidamente con trayectoria en cada empresa no inferior a cinco o 6 años de permanencia en cada una de ellas.

En mi último trabajo, yo ya no quise buscar más empleado y presioné tanto a que liquidaron frente a la fusión de dos compañías y sentía que ya tenía una gran experiencia y conocimiento en áreas como comercial, mercadeo, finanzas, planeación estratégica que quise tomar la decisión de arrancar y ver oportunidades en el mercado que me permitieran independizarme.

Fue así como en julio del año 2007, empecé a buscar que hacer y decidí tener una empresa de mercadeo y publicidad donde asesoraría empresas. Alcance a presentarme con algunos clientes pero cuando empecé a trabajar en mi casa me sentía tan sola y con falta de vida social, sentía que no me rendía y que comía más de la cuenta. Entonces, decidí que lo mejor era tomar una oficina en arriendo y que debía buscarla con muy buena ubicación y adecuarla de tal forma que proyectara muy buena imagen. Cuando me di cuenta del costo en el que incurría decidí que lo mejor era unirme a alguien para tomarla compartida y hable con un amigo que también había decidido ser independiente para que tomáramos la oficina entre los dos pero la verdad, me dio miedo y me arrepentí porque era yo quien quedaba como arrendadora y tenía las multas y toda la responsabilidad de los pagos. Luego entre a internet a hacer una búsqueda donde escribí “busco oficina compartida” y encontré una modalidad que fui y visité sorprendiéndome positivamente ya que había una oficina aunque poco moderna pero era muy funcional porque existía la posibilidad de pagar entre todos el arriendo, la línea telefónica, la secretaría , cafería y el aseo. Me gusto el esquema pero la verdad, no era moderna así que seguí buscando por internet y me encntré con el modelo de una empresa extranjera que ya lo hacía pero que era muy desconocido y que tenía todo lo que yo necesitaba pero su costo era demasiado alto. Aunque los visité y decidí vincularme como cliente, duré dos semanas visitando “Mi oficina” pero viendo muchas deficiencias del servicio y grandes posibilidades de mejora.

A la tercer semana, decidí que mi negocio de la agencia de mercadeo y publicidad no era lo que quería y decidí dar inicio a un plan de negocios de mi actual empresa pero para poder dar inicio la proyecto requería una buena suma de dinero como capital de inversión y de trabajo, así que hablé con mis papas y les pedí posada por un tiempo para vivir con ellos y que solo ocuparíamos un cuarto para dormir mi hija y yo pues había decidido vender mi apartamento.

Mis padres sorprendidos me decían que si estaba segura de ese paso porque era demasiado riesgosos y que ponía en juego la vida de mi hija uy mío, que yo era una mujer sola porque estaba separada entonces que me daban el apoyo pero que parecía un tanto loco l proyecto. Yo les respondía que al 100% estaba decidida en hacerlo ya que yo quería emprender e invertir mi dinero en algo que fuera creciendo con el tiempo y que me multiplicara lo que en ese momento tenía. Les comenté lo que tenía en mente pero también les comenté que necesitaba reunir dinero y para ello empezaría a vender absolutamente todo mi patrimonio, como era el apartamento, el carro, los muebles, electrodomésticos y que con esa suma podría empezar.

Cuando estaba haciendo el trasteo de mi ropa y de las pocas cosas que me quedaron luego de la subasta que hice, me fui a despedir de mi vecino y él me pregunto el motivo por el cual estaba de un día a otro vendiendo todo como si me fuera del país.

Yo le conté que estaba creando mi propia empresa, que necesitaba dinero y para reunirlo debía vender todo y adicional empezar a buscar un préstamo o alguna persona que quisiera ser inversionista, pero como yo acababa de salir de una compañía del sector financiero, de la cual fuí empleada por más de 7 años y con una historia laboral de más de 20 años, que no conocía a un inversionista o a alguna persona natural que me prestará y que igualmente era difícil que un banco me prestara, al no tener ningún respaldo mobiliario ni de ingresos.

El en ese momento me dijo: “Yo conozco una persona que podría invertir” y rápidamente me buscó la cita. Nos conocimos, a mediados de octubre del año 2007, le presente mi plan de negocio, le gustó y arrancamos la sociedad el 30 de octubre del mismo año y creamos nuestra empresa llamada Prime Holding Service.

Con ese dinero compramos entre los dos la primer oficina o sede que tuvimos y la adecuamos para el negocio de Oficinas compartidas con todos los servicios incluidos, duramos en adecuaciones desde el 1 de noviembre y terminamos de organizar la oficina el 31 de diciembre del año 2007. Allí empezamos con 12 espacios de trabajo y tan solo con 180 metros cuadrados.

Dimos apertura el 5 de enero del 2008 y empezamos muy rápidamente a tener clientes. Yo pautaba para salir en primera página del periódico El Tiempo y con algunos avisos en clasificados. Me hice amiga del comercial que me vinculó en la compañía de la competencia y me contó algunos tips del negocio que fui aplicando paulatinamente. A finales del año 2018 decidí ampliarme en el mismo edificio, pero en esta ocasión no compré sino arrendé 250 metros cuadrados más, adecuamos otros  22 espacios de trabajo nuevos y de la misma manera se alquilaron los nuevos espacios muy rápido a empresas de diferentes sectores y tanto las oficinas que se dejaban para el servicio de oficina virtual como los espacios de salas de reuniones, permanecían ocupadas casí siempre.

Al finalizar el primer trimestre del año 2009 me buscó IBM para atenderles 150 puestos de trabajo y como no tenía disponibilidad ni la cantidad de puestos de trabajo suficientes, busque un espacio grande en Chicó que era muy buen sector y el cliente lo aceptaba. Fue así como decidí tomar los dos primeros pisos de este edificio y montar los puestos sin haber firmado el contrato con la gran suerte que el cliente si acepto y duramos más de año y medio con este cliente y aprovechamos para montar otras oficinas más para diversos clientes que desearan tener espacios de trabajo bajo el mismo esquema.

En el año 2010 la Cámara de Comercio de Bogotá me apoyó con un plan de internacionalización y estuvimos visitando Panamá por un periodo de 6 meses y decidimos comprar allí una oficina y la adecuamos y montamos el mismo negocio en Panamá siendo casí que pioneros en esta ciudad.

Durante un lapso de 4 años, en la ciudad de Bogotá nos apropiamos de todo el edificio de la Sede Chicó completando más de 4.500 metros cuadrados de espacio, con 7 pisos para el servicio y más de 120 espacios de trabajo y completando para ese entonces ya tres sedes y una expansión muy grande, recibiendo clientes del exterior, compañías recién creadas donde la mejor opción para ellos era la oficina virtual mientras que para las empresas más grandes o con más trayectoria los asesorábamos para que tomaran oficinas cerradas.

Esto se convirtió como un Hotel de Oficina y los clientes hablaban de ir a Prime a trabajar así que decidimos ponerle marca y no hacer uso de la empresa y nos empezamos a llamar Prime Work Spaces, cambiando el logo y aprovechándonos de ese posicionamiento.

Luego del cuarto año de la vida con mi hijo Prime, logré endeudarme con Bancos, comprar mi apartamento, tener carro y volver a tener mi espacio, mi hogar y mi vida de independiente con mi hija, a gozar muchos aspectos de lo que hasta ese momento me había dejado el emprendimiento.

En la vida personal y emocional sentía que el ritmo de mi trabajo no me permitía tener una pareja estable así que decidí que lo mejor era tener parejas que no se comprometieran demasiado y que me dieran el espacio para vivir mi vida con mi hija y con mi empresa. Dure así más de 6 años y conocí a un hombre maravilloso que me admira como empresaria y que vive mis días de estress, de goce, de alegrías y de tristezas y que hoy en día en día es mi compañero de vida en todo momento.

En el año 2017 nos llegó del exterior un competidor muy grande y nos quitó una gran porción de mercado que inicialmente nos dificultó un poco el negocio ya que su estrategia es cobrar a menos de la mitad del precio para adquirir usuarios pero ahora que han tenido problemas con sus inversionistas debido a la muy mala valoración del negocio y el manejo estratégico, hizo que en un principio se nos fueran clientes, que bajáramos sustancialmente las tarifas pero a la fecha ya nos hemos venido recuperando y se nos abrió una oportunidad aun mejor porque se dio a conocer más el negocio con la inversión de publicidad que esta compañía hizo a nivel mundial.

En ese momento me sentía agotada de ser empresaria, de seguir en lo mismo, de tener muy poco tiempo para mi y mi entorno familiar y sentía que ya era hora de hacer algo más. Y así fue, cuando uno le pide a la vida este tipo de cosas ella misma te retribuye.  Con la llegada de mi gran competidor, comencé a sentir que me estaba quedando enana y que debía reinvertarme. Que la zona de confort solo me estaba llevando a hacer lo mimos de lo mismo y que tenía la oportunidad de hacer mil cosas más, de innovar  de hacer cambios tanto en la empresa como en mi vida personal.

Y desde ese momento y hasta hoy no hemos parado, decidimos crecer más, dar más valores, abrir canales de promoción, hacer un Spinn Off de la empresa y vamos en ese camino para ser mucho más grandes y focalizarnos en un mercado donde somo más expertos y donde nos hemos posicionado.

Fue así como a inicios del año 2018 decidimos reinventarnos y permanentemente hemos venido innovando y haciendo cosas diferentes. A mitad del año 2018, decidimos abrir una cuarta sede más en el sector de Chicó Navarra acogiendo a los empresarios que quieren cercanía al trabajo, excelente ubicación y abrimos la Sede en la 109 con autopista, con más de 950 metros cuadrados y 40 espacios de trabajo y 20 puestos coworking.

A mitad de este año decidimos abrir una cadena de espacios de café y bar al estilo coworking llamados PRIME Work Coffee & Bar, donde permitimos al empresario y a todo emprendimiento que ingrese a este moderno espacio dotado con las detalles que enamoran, que pague tan solo por el consumo y disfrute de la variedad de alimentos elaborados por un cheff reconocido, cafés de alta calidad, cervezas artesanales, shots y trago variado. Les brindamos altos niveles de servicio para que disfrute de la seguridad de estar en un café con lockers y cabinas telefónicas, para que viva la primer experiencia en un sitio abierto compartiendo con más empresarios y disfrutando de las charlas y capacitaciones que se realizan a la Comunidad de emprendedores y empresarios PRIME, y para que cuando se el momento ascienda a un nuevo escalon y pase a un espacio de trabajo privado para hacer reuniones en salas de juntas o en auditorios o cuando ya sea el momento de tomar un plan de oficina virtual o de oficina amoblada, este sea el que mejor se acondicione a su necesidad.

Para aclarar bien el concepto de mi negocio, es brindarle a todos los empresarios la posibilidad de enfocarse a desarrollar su plan de negocios, delegándonos todas las tareas administrativas y permitiendo que nuestro cliente se enfoque en el Core Business de su negocio. Nuestro ADN incorpora en todo sentido la frase: NOS INTERESA VERTE CRECER.

Así mismo, se ayuda de forma confortable, agradable y eficientemente en el desarrollo empresarial ya que la gran mayoría o por no decir, la totalidad de las actividades que deben hacer los empresarios al crear una empresa se deben inclinar más en la planeación y ejecución de las estrategias y no deben perder el tiempo pensando en como tener una oficina, como contratar el personal de atención a los invitados como recepcionistas, aseo, mantenimiento, soporte técnico y logístico entre otros, pensar en pagar nómina por estos conceptos, ir a comprar elementos de aseo y cafetería, tener que vincularse con contratos de telefonía y de internet, como equipar la oficina y generar el gasto, como conseguir codeudores o fiadores y como permanecer en un espacio por un tiempo de plazo determinado; en fin,  esta tendencia surge como respuesta a los cambios culturales y a la necesidad de delegar absolutamente todo, encontrando nuevas dinámicas de trabajo que le permite a los empresarios mantenerse al día, seguir innovando y creciendo.

A diferencia de una oficina tradicional, Prime Work Spaces está compuesto por clientes o miembros que conforman una comunidad y trabajan para una variedad de empresas, emprendimientos y proyectos diferentes y así muchos no sienten que deben seguir una dinámica única para encajar donde se permite socializar, conseguir nuevos clientes, capacitarse y estar más al día de los mercados modernos.

Nosotros implementamos los networking entre los clientes, las mañanas mágicas de Prime que consisten en dar charlas a los clientes, los viernes del GURU del Emprendimiento, abrimos un espacio de Pintura y Arte como un tema lúdico adicional, le dimos extensiones telefónicas a los clientes para que sus llamadas le llegaran a su celular así estuviera en cualquier parte del mundo y sin costo de llamada internacional, construimos la Comunidad Prime, somos muy flexibles y diseñamos los espacios más a la necesidad del cliente según su requerimiento.

Se asignan puntos mensuales a los planes de oficina, que pueden ser canjeables por uso de espacios de salas de juntas o de auditorios de cualquiera de las sedes sin tener que pagar más por el uso de estos importantes espacios que se requieren para reuniones, charlas y capacitaciones.

Creamos una paquete llamado Part Time, para aquellas empresas que ya tienen oficinas pero necesitan un sitio de reuniones donde usen espacios de salas de juntas para 4, para 8, para 20 y hasta auditorios para 70 personas; descontando de su bolsa la cantidad de horas que usa por cada reserva hasta agotarla y recargarla con una nueva.

Hemos desarrollado uniones estratégicas con business center a nivel mundial como aliados comerciales que permiten el acceso a otros centros de negocios.

Diseñamos paquetes especiales para los clientes en etapa de emprendimiento, nos estamos asociando con empresas incubadoras y semilleros empresariales para que aquí vengan a desarrollar sus planes de negocios.

Hemos creado un sistema de acceso de consulta de servicios en línea que funcione para reservas, para registro a eventos, para postear en la comunidad y que demos respuestas inmediatas.

 

A continuación, les quiero dar algunos consejos para tener una oficina en este esquema:

Planifique. Opere de acuerdo a un plan financiero sencillo y claro, que le permita guiar su negocio y sus actividades de mercadeo.

Flexibilidad. Usted debe dirigirse por las necesidades de sus clientes. Esto significa que debe tener la capacidad de ser flexible en extremo. Es la capacidad de adaptarse a las nuevas circunstancia, la que de dará la ventaja competitiva. Con clientes cada día más sofisticados y exigentes, debe estar listo y dispuesto para ser flexible.

Credibilidad: Todos los aspectos de su negocio deben ser altamente profesionales para dar credibilidad a sus clientes e inspirarles confianza total.

Relación. Siempre está dispuesto a mantener contacto y relacionarse con sus clientes y prospectos. No solamente por ocasionales e-mail, sino por todos los medios a su alcance: en nuestros eventos de networking, en mini-encuentros comerciales, en los desayunos, en los diferentes eventos, boletines, folletos, cartas, tarjetas virtuales y cualquier forma que sea oportuna.

Pasión. Tener dedicación total a los clientes y prospectos, sentir verdadera pasión por su trabajo, y hacer que ello se extienda a sus colaboradores, es vital para el éxito de una oficina u operación virtual.